Las colaboraciones circunstanciales son arma de doble filo. Las alianzas a veces surgen del convencimiento, sin duda, pero también del oportunismo, de las estrategias en el desarrollo artístico, incluso de las casualidades puntuales. En el caso que nos ocupa, al menos de entrada, el encuentro entre Sam Bean, John Convertino y Joey Burns no solo parece razonable, sino directamente alentador: lejos de fruncir el ceño por efecto de la sospecha, conviene recordar que ya en 2005 se habían concedido un EP a medias, In the reins, que dejaba indicios manifiestos de buena química. Una vez conocido el resultado de esta nueva simbiosis, y de haberlo paladeado con una insistencia casi machacona, queda el pálpito de que a la entente le sobra recorrido. Es más, teniendo en cuenta que la cosecha no es demasiado prolija (apenas ocho temas), solo cabe confiar en que conozca nuevos episodios y de que para ellos no haya que esperar necesariamente otros 14 años. Bean (Iron & Wine) ejerce como autor y voz cantante en la mayoría de los casos, pero su habitual austeridad sonora encuentra aquí el revulsivo de Calexico, una fábrica engrasadísima de sonidos vaqueros, polvorientos y fronterizos. Al primero hemos de agradecerle dos piezas bellísimas, What heaven’s left (country-rock en la mejor tradición de los primeros setenta) y Father mountain, tan bonita y directa a las entrañas que puede confundirse con algún título tradicional. Pero Burns no quiere limitarse a ejercer como fiel escudero y deja otra gran muestra de su discurso más sugerente y misterioso con Midnight sun o el instrumental Outside El Paso. Y aún nos quedan los ocho minutos de sorpresas encadenadas en The bitter suite (que empieza con Pájaro, en castellano) o un tema central lentísimo, solemne, enternecedor. A Sam le sientan de maravilla las trompetas de Calexico; a estos, el contraste con el lirismo a hierro y vino de Bean. Solo son 33 minutos; insistamos en que saben a poco, por si sus artífices tienen a bien aumentarnos la dosis.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *